Jesús toma el control

Recuerdo aquel momento tan duro de mi vida
en que sóla me quedé,

llena de sueños rotos e ilusiones perdidas,
con mis manos llenas de las manos de mis hijos,
de su inocencia, amor y ternura.
Esto mismo me pasó a mí,
esta misma decisión me tocó tomar a mí.

Así lo hizo.
Así lo ha hecho.
De tal manera que ha moldeado mi vida
Hasta convertirme lo que soy
Resultado de sus decisiones, de su gran amor.



Deja que el lleve el control de tu vida!
Decídete a dejar de ser el chofer de tu vida,
y a convertirte en pasajero.

Díle: Jesús toma el control!

2 comentarios:

Carolin dijo...

Que lindo mensaje. A veces pensamos que tenemos el dominio de nuestra vida, cuando realmente el único ser poderoso que puede guiarnos y llenarnos de bendiciones cada día es Jesús.

Tu pancita esta hermosa y grande. Te deseo lo mejor de corazón.
Besos y abrazos!

miloys!!! dijo...

amen! el cielo hace una fiesta cuando Dios siente que uno de sus hijos le menciona, le teme, le AMA!

buscarle es lo mejor que nos puede pasar solo me quejo de algo PORQUE NO LO BUSQUE ANTES!

bendiciones!